Gang Starr - Moment of Truth

¿Cuántas veces has oído decir aquello de “su primer disco fue el mejor, a partir de ahí ya no sacaron nada bueno”? Una frase muy típica que escuchamos en cualquier género musical de boca de expertos y fans. Y hay que reconocer que en ocasiones es así: hay muchos artistas que alcanzan unas cotas tan elevadas con su primer álbum que jamás vuelven a cumplir con las expectativas. No obstante, hay casos que confirman todo lo contrario, y uno de los mejores ejemplos de este tipo en el universo Hip Hop lo tenemos con el “Moment of Truth” de Gang Starr.

Este álbum supuso el quinto de la formación y para entonces Guru y Premier ya tenían unas carreras más que sólidas. Sí, sé lo que estás pensando: si ya se habían hecho un nombre para entonces, ¿por qué tomar este disco como clásico destacado y no alguno de sus trabajos anteriores? Para entender mejor por qué el “Moment of Truth” tiene tanto peso hemos de remontarnos a varios años antes y entender el camino que Guru y DJ Premier recorrieron hasta la publicación de su quinto álbum.

Comienzos

Hablar de Gang Starr es hablar del rap de Nueva York, aunque ninguno de sus componentes nació en la ciudad de los rascacielos. Guru nació y creció en Boston y fue a la universidad en Atlanta antes de dedicarse por completo a la música y trasladarse a Nueva York. Premier, por su parte, nació en Houston, si bien se mudó a Brooklyn de adolescente. El grupo original nació en 1985 de la mano de Guru, entonces conocido como Keithy E, junto con DJ 1, 2 B-Down. El dúo se rodeó de varios productores, entre los cuales destaca The 45 King (quien años más tarde produciría el “Hard Knock Life” de Jay-Z y “Stan” de Eminem, por mencionar solo un par) y sacó varios singles entre 1986 y 1987. Sin embargo, al año siguiente la formación se disolvió, pero Guru quiso seguir utilizando el nombre del grupo. Así, cuando contactó con DJ Premier y escuchó sus ritmos, no tardó en proponerle que se uniera a él para que ambos fuesen Gang Starr.

La nueva dupla no se hizo esperar y en 1989 sacó su primera referencia con Wild Pitch Records, “No More Mr. Nice Guy”, un disco en el que ya dejaba entrever su idea de Hip Hop pero sin un sonido tan profesional. La estética de la portada encaja con la de finales de los 80 y en la contraportada podemos ver una versión primitiva del famoso logo de la banda con la cadena y la estrella, diseñado por el propio Guru y Big Shug.

Las ventas del primer álbum fueron discretas, pero eso no importó a Guru y a Primo, que empezaron la última década del siglo pasado fichando por Chrysalis y sacando a principios del 91 su segundo álbum: “Step In the Arena”. Aquí estamos ante el álbum que cimentó la carrera del grupo, una obra de arte compuesta por 19 tracks con Primo en las ruedas de acero y Guru repartiendo el estilo que le coronaría, con su voz monótona pero suave, con un flow lento pero ajustado, exudando egotrip pero siendo el cronista de las calles. También hay que destacar que con este álbum se renovó la imagen del grupo, presentando su logo definitivo, el cual iba a estar ya presente en todas sus portadas. Empezaba un lustro prolífico para ambos. Tan solo un año después lanzaron su tercer álbum, “Daily Operation”, y en 1994 “Hard to Earn”, incluyendo su hit “Mass Appeal”. Gang Starr se había hecho un nombre en la escena por méritos propios e incluso había creado su propia posse, la Gang Starr Foundation, de la cual saldrían grandes MC’s.

Sin embargo, tras este cuarto álbum, su prolífico ritmo de lanzamientos se detuvo y Guru y Primo se embarcaron en proyectos individuales. Guru se centró en su proyecto Jazzmatazz, cuyo primer álbum ya había salido en 1993, y Primo comenzó a dedicar la mayoría de su tiempo a producir ritmos para otros artistas, algo que ya venía haciendo a tiempo parcial. El portentoso DJ se encargó de que cabalgaran sobre sus ritmos grandes MC’s como Nas, KRS-ONE, Biggie o Jay-Z, por citar algunos, y produjo íntegramente los debuts the Jeru the Damaja y Group Home. Todo esto hizo que los oyentes pudieran disfrutar del sonido Gang Starr en otros artistas, y sin lugar a dudas el público se benefició de que Guru y Premier pusieran su virtuosismo a disposición de músicos y MC’s. No obstante, Gang Starr como formación parecía ser algo del pasado ya; Guru y Premier tan solo colaboraban entre sí esporádicamente, lo que hacía pensar a muchos que no habría más discos en conjunto.

La hora de la verdad

Y cuando parecía que lo único que quedaba de Gang Starr era su legado, el MC y el DJ se reunieron en 1998 para reaparecer en la escena a lo grande, como si de superhéroes se tratara, con un álbum de 20 cortes y con un título prometedor: “Moment of Truth”.

Hacía cuatro años de su última referencia conjunta, de manera que había muchos ojos puestos en ellos, pero con solo una escucha del primer track del álbum, “You Know My Steez”, uno comprueba que está ante un bombazo. En los primeros segundos de este tema escuchamos a Guru en una entrevista en la que menciona que Gang Starr sigue fiel a sus ideas y a su forma de entender la música, pero se adapta a los tiempos y evoluciona. Y no hay mejor presentación, pues es justo lo que podemos encontrar en este álbum: una versión más desarrollada, madura y profesional de Gang Starr. El track es marca de la casa, con un beat con un bajo gordo y unas cuerdas, estribillo scratcheado y Guru embelesando al oyente con su flow.

Hay varios aspectos que revelan la madurez del grupo, empezando por la calidad en las instrumentales y la limpieza en el sonido. Recordemos que Premier se había pasado los últimos años produciendo para los mejores MC’s del planeta y Guru había trabajado con músicos como Lonnie Liston Smith y Roy ayers, y todo ese bagaje se nota en el disco. El segundo punto que muestra la evolución de la banda lo encontramos en las letras, donde encontramos a Guru más concienciado socialmente que nunca, contagiando al oyente y en cierto modo educándolo, transmitiendo mensajes positivos o que invitan a la reflexión mientras comparte su opinión sobre lo que acontece en las calles y en la industria del Hip Hop. En este sentido, también está muy presente la aproximación de Guru a la Nación del Islam. Lo podemos ver en “The Robin Hood Theory”, donde Guru conversa con Elijah Muhammad, miembro de la antigua Mezquita Número 7, acerca del ejemplo que hay que dar a los jóvenes para que las generaciones futuras tomen decisiones correctas. Guru lo hace de una formal natural, conoce el lenguaje de la calle y se expresa como tal, pero al mismo tiempo posee un vocabulario muy rico y, lo que es más, la capacidad para combinar todo esto con flow, lo que lo convierte en todo un maestro.

El álbum bebe justamente de esta necesidad de concienciar socialmente a partir de la experiencia directa de la banda. Apenas un año y medio antes de la salida del álbum, Guru fue arrestado por posesión de arma de fuego y se enfrentaba a una pena de cinco años de prisión, algo de lo que cualquier otro rapero presumiría y usaría como excusa para mostrar realness. Pero Guru no era cualquier rapero, y aprovechó la experiencia para darle la vuelta a la tortilla y mandar un mensaje de inspiración a los jóvenes y criticar al sistema que prefiere castigar antes que educar. El resultado lo vemos en uno de los tracks más brillantes del álbum, “JFK 2 LAX”, donde Premier lleva la batuta con un sampleo de las Supremes y Guru deja auténticas perlas: “Read, study lessons and build your inner power / The next level, doesn't tolerate cowards”, “Whether you got naps, braids waves or no hair/ Without esteem for yourself nigga, you going nowhere”. La portada del álbum está directamente influenciada por este suceso, pues vemos a Primo y Guru siendo juzgados en un tribunal.

A este tema le sigue “It'z a Set Up”, con una producción sublime de Premier sampleando a James Brown, y donde Hannibal colabora junto a Guru para hablar del estado del Hip Hop y las zancadillas que te ponen en la vida. Al final del track escuchamos varios mensajes telefónicos de chicas que llaman a Guru sensualmente para animarle tras su detención y a modo de transición pasamos al tema que da título al disco, introducido por una de las chicas que con un marcado acento jamaicano le dice a Guru que “no matter what we face, we must face a moment of truth”. Una de las grandes joyas del álbum; aquí Guru saca todo lo que tiene en el pecho. El título se refiere al estado del Hip Hop en la industria, a la situación personal y profesional de Gang Starr, tras diez años en el juego pero sin acabar de reventar comercialmente; a esos momentos en la vida en los que tenemos que tomar decisiones importantes. Premier sampleó en esta ocasión a Billy Paul y así Gang Starr parió una canción que es parte de la historia del Hip Hop.

Aunque esta atmósfera concienciadora esté presente en todo el álbum, 20 temas dan para mucho. Podemos disfrutar de un ligero toque de RnB noventero en “Royalty”, con K-Ci y JoJo al estribillo; y de mucho vacile dirigido al por entonces creciente comercialismo de los raperos en tracks como “Work”, “Next Time”, “What I’m Here 4” y “Make ‘Em Pay”, con Krumbsnatcha.  En “She Knowz What She Wantz” Guru habla de una golddigger y en “New York Strait Talk” el de Boston lanza una oda a la jungla de cemento.

Las colaboraciones no se quedan cortas y a las ya mencionadas se añaden las apariciones de M.O.P., Big Shug, Freddie Foxxx, Shiggy Sha, G. Dep, Scarface e Inspectah Deck. En opinión del que suscribe estos dos últimos son los que muestran un mayor nivel. Scarface aparece en “Betrayal” para asaltar el ritmo con un storytelling sublime, rapeando junto a Guru sobre los peligros de la envidia y el éxito. Inspectah Deck figura en “Above The Clouds”, un track muy al estilo Wu Tang, con una producción de Premier con un cierto toque asiático, incluyendo guitarras y violines, y donde Guru e Inspectah se posicionan por encima de otros rappers con unas líricas místicas y solemnes. La colaboración con M.O.P. también es especialmente reseñable por la temática del track: habla de la explosiva mezcla de amistad y negocios y de quienes fingen lo primero con solo lo segundo en mente. Una canción que vista desde la distancia no puede sino producir algo de nostalgia, sabiendo que de una forma u otra la amistad entre Primo y Guru acabó deteriorándose.

Como últimos tracks que destacar, en “My Advice 2 you” Guru vuelve a desmarcarse, aconsejando a un amigo que le pide pasta para poder levantar el vuelo y vender drogas que se lo piense dos veces, mientras reflexiona sobre lo difícil que es “hacer lo que toca” y alejarse de los problemas. El disco concluye con “In Memory Of”, una elegía a los seres queridos que fallecieron.

Victory is mine, yeah, surprisingly

“Moment of Truth” se convirtió en disco de oro apenas un mes después de su lanzamiento, algo que Gang Starr no habían conseguido con ninguno de sus álbumes precedentes. Sus anteriores referencias les habían otorgado el reconocimiento de los más fieles hip-hoppers, pero el ansiado éxito y el reconocimiento comercial no llegaron hasta este quinto disco. Y lo hicieron sin trucos ni artimañas, tan solo con trabajo y desprendiendo realidad. Justo antes de la creación del disco Premier había decidido dejar el grupo para siempre, mientras Guru aguardaba el juicio por posesión de arma de fuego. Parecía que Gang Starr había muerto y la posible entrada en prisión de Guru durante 5 años iba a enterrarlo. Pero siempre llega la hora de la verdad, un instante crucial que nos empuja a tomar decisiones vitales. Premier regresó al grupo, apoyó a Guru durante el proceso judicial, éste fue absuelto y ambos se rasgaron las vestiduras para verter todo su dolor, su ilusión, sus temores y sus experiencias sobre su propia hora de la verdad, su “Moment of Truth”.

Todo esto hace que estemos ante un auténtico clásico y, hasta la fecha, este disco es el más exitoso de la formación. Primo y Guru nos dejaron una obra atemporal con 20 cortes para poder ser escuchados eternamente. Premier es el productor favorito de tu productor favorito y Guru es el MC favorito de tu MC favorito. En la actualidad no cabe duda del papel que Gang Starr desempeñaron en el desarrollo del Hip Hop, aunque parece que no fuimos plenamente conscientes de ello hasta que Guru murió en 2010. Nos queda un legado compuesto por 6 álbumes entre los que este “Moment of Truth” ocupa, indiscutiblemente, un lugar muy especial.

Así que, cuando tu madre te diga que los raperos solo saben hablar de putas, joyas y coches, dile que escuche el quinto álbum de Gang Starr y que se deje llevar por los beats de Christopher Edward Martin y la voz de Keith Edward Elam.

By Nico

Gang Starr - Moment of Truth Gang Starr - Moment of Truth Reviewed by Dave Bee Soulbrother on 23.1.17 Rating: 5

Recent